viernes, 25 de marzo de 2011

Nuestras almas enlazadas

Hermanos,
el mundo está llorando, tiembla,
tan desesperadamente...
anhela ver enlazadas nuestras manos,
como una sola mano o alma de colores infinita
todas nuestras almas

en un reconocimiento de una misma sangre
que todo puede regar en un mismo latido
despertando el concierto transformador del fuego y la nieve
en la flor del sonido de magia que vence el miedo y resta las armas.


¿A caso no sentís cómo provoca tan impactante nuestra respuesta?

¿No veis cómo se están rompiendo sus rígidos y antiguos trajes,
y su desnudo nos empuja al abismo de la libertad?

¿Hasta cuándo dejaremos que nuestras huellas históricas,
que ya se torcieron,
sean las pisadas sin dar en el presente?


El mundo nos abre el paso,
tan delicadamente...
para que abramos los ojos,
abracemos los cuerpos y silenciemos la frente,
y la creatividad del que siente,
impulse su amor de lleno
y construyamos juntos,
un mundo nuevo.

3 comentarios:

La Kiya dijo...

La unidad es la fuerza.
Oí no hace mucho, que si todos caminasemos en sentido contrario a la rotación de La Tierra, ésta cambiaria su eje rotatorio.
Es así.
Todos a una todo es posible.

Me encanto tu poema.

Besos

Volarela dijo...

Tu voz es una más en este tronar de cataratas que clama amor y libertad.
Ójala poemas como éste fueran pronto tan naturales y cotidianos como el canto de las aves.
Me uno al arco iris de tu canto: "El mundo nos abre paso"

Un abrazo.

GAB dijo...

Necesario llamado en estos tiempos caóticos. Sin embargo la existencia misma esta perfilada asi. La novedad es entonces tan necesaria.

me adhiero.