domingo, 11 de octubre de 2009

Despedida

me despido
del romanticismo trágico
de la adicción al dolor
de la violenta fragmentación

y me doy la respiración
el color al corazón

me despido
de la aura oscura
la turbulenta imaginación
de mi forma del "yo"

ya no pido
me despido
del descuido
y despidado control
de mi sentido insentido

despedida
desperdida
desprendida
de la ira
de la envida
y las heridas

bien unida a la vida
bienvenida

ya le digo adiós
a la falsa forma del "yo"

1 comentario:

Volarela (Maite Sánchez Romero) dijo...

Este es un poema sin desperdicio. El juego de palabras es hábil y esconde profundas ideas. "Bienvenida a la vida", para mí la esencia de todo el poema, una vida nueva donde una por fin camina "desperdida".

Saludos salados.
(Por cierto, el título nuevo del blog le va de perlas a tus juguetones poemas).